Primero Familia

Estrategias para equilibrar su vida en familia: trabajo, descanso y diversión


Es un sentimiento maravilloso cuando el punto más feliz de tu vida por fin llega, ese punto donde trabajo, descanso y vida social hacen perfecta combinación y viven en armonía. No todas las personas logran llegar a este punto, por lo tanto hace que el estrés y la frustración invadan sus vidas. Aquí encontraras pasos para llegar al equilibrio armonioso de tus actividades diarias.

El primer paso, es identificar nuestras prioridades. Poner las cosas que hacemos durante el día en papel, esto puede clarificar qué es lo que estamos haciendo mal.  Tomemos en cuenta el tiempo que pasamos en el trabajo, divirtiéndonos y descansando, y enfocar nuestra energía en las cosas que podemos controlar.

No tiene caso perder nuestro tiempo y energía tratando de solucionar problemas que no tienen pies ni cabeza.

Habrá que hacer una división entre todo lo que hacemos, esto hará posible equilibrar nuestra vida.  Poner barreras entre trabajo, familia y vida social es parte importante para el equilibrio, ya que el tiempo es muy preciado y una vez que se va no puede ser recuperado.

Para organizar tu tiempo es importante planear cada tarea del día siguiente, procura planear un descanso para recuperar energías perdidas en donde la convivencia familiar y de amigos este presente. Así no solo será un tiempo de relajación si no también de diversión. Algunos psicólogos afirman que si las actividades familiares no se organizan, el trabajo tomará el primer plano y por lo tanto tendrá el control de nuestras vidas.

Levantarse una hora antes de lo normal es una buena idea para aprovechar el tiempo. Esto nos ayuda a realizar otras actividades como: tomarse un baño relajante, desayunar tranquilamente, ejercitarse, limpiar un poco, etc.

Otro consejo para mejorar el equilibrio en nuestras vidas es eliminar todo aquello que nos absorbe energía inútilmente. Platicar con compañeros de trabajo sobre el fin de semana, hacer llamadas personales en la oficina, exploración en las redes sociales y algunos otros hábitos limitan el tiempo que pudiste haber usado mejor. Esto te convertirá en una persona más eficaz y productiva.

En el trabajo replantea las obligaciones que tienes, piensa si es muy necesario quedarte hacerlo o si es posible que alguna otra persona pueda completar la tarea. De esa manera no tendrás que quedarte tiempo extra y podrás asignar responsabilidad a otras personas, así ellas(os), comprenderán otros temas de trabajo, y expandirán su conocimiento en el campo. Sobretodo podrás compartir más tiempo con tu familia y amigos.

El ejercicio y la meditación son sin duda muy indispensables para la salud física y mental. Tales actividades se pueden hacer en familia.  Por ejemplo, salir a caminar a un parque, ir en bici, pasear al perro, etc. También escuchar música que te tranquilice es una buena idea para una tarde después del trabajo.

Recuerda que el cuerpo debe estar en constante movimiento, ya que después de haber estado sentado en la oficina, necesitará energía.

La salud mental es muy importante, y quizás es uno tema al que no le prestamos atención. La salud mental define tu estado de humor; ver la vida desde el lado positivo atraerá por inercia cosas positivas a tu vida, tal y como la ley de la atracción lo dice.

Como lo mencioné antes, la meditación es también una buena actividad para relajarse. No es necesario hacer cambios drásticos en la vida diaria para poder relajarse y balancear nuestras vidas.

Estar en armonía con nuestra alma también es parte importante de este equilibrio. El contacto constante con quien tú creas que sea el Ser Supremo, tranquiliza nuestras mentes y corazones.

Uno de los consejos más importantes, es ponerse metas a corto y mediano plazo, como semanales, mensuales, y a largo plazo, que sean realistas y fáciles de alcanzar. Tomemos  en cuenta que somos humanos y por lo tanto no lograremos la perfección absoluta.

Hagamos buenos hábitos de vida que nos lleven al equilibrio del cuerpo, mente y alma. Estos llamados hábitos, pueden ser creados  si te lo repites al menos tres veces al día por 30 días. Crear buenas costumbres ayudará a cumplir las metas propuestas a corto, mediano y largo plazo.

Equilibrar nuestras vidas trabajando lo necesario, descansando lo suficiente y divirtiéndonos al máximo, puede ser posible y no es tarea difícil, solo es cuestión de medir tiempos, prioridades y tareas para que sea una realidad.

Quizá el malabarismo no sea parte de nuestras actividades favoritas pero hay que volvernos expertos para poder llevar una vida armoniosa.

Por: Deyanira Sepulveda


'Estrategias para equilibrar su vida en familia: trabajo, descanso y diversión' No Tiene Comentarios

Se el primero en comentar

¿Te gustaría compartir tus pensamientos?

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

En esta página apreciamos la libre expresión, sin embargo, nos reservamos el derecho de eliminar comentarios que contengan: ataques personales, lenguaje obsceno, amenazas, muestras de violencia, y/ó spam. Las opiniones vertidas aquí son responsabilidad de los usuarios y no reflejan la política editorial, ni la opinión personal de ningún agente de comunicación.

2014 Primero Familia | Políticas de Privacidad | Contacto